OPINIÓN

Las verdaderas amenazas globales

El brote del coronavirus ha puesto en evidencia que no estamos preparados para afrontar una epidemia vírica y que el mundo había infravalorado la capacidad destructiva de una pandemia. Nuestros hospitales se han visto absolutamente superados por la avalancha de infectados, elevando la labor del profesional sanitario a la categoría de héroe por su situación de inseguridad. Las grandes potencias siempre han invertido ingentes cantidades de dinero en armamento y, sin embargo, no ha sido una gran confrontación bélica, sino la Covid-19 la causante de miles de fallecimientos por todo el mundo. Además, la pandemia está haciendo tambalear los cimientos de la economía deteniendo por completo el ritmo de nuestras ciudades, nuestras fábricas, nuestros países. Los líderes mundiales deberán reflexionar y destinar más recursos a combatir las grandes amenazas globales del siglo XXI que están poniendo en situación de peligro nuestra salud y la del planeta, como son el cambio climático y las pandemias.

Daniel Bernardo Soler Serrao. Granada

Puedes seguir EL PAÍS Opinión en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.

Similar Posts

Leave a Reply