Lo último

LG, el desafío a la obsolescencia programada

La obsolescencia programada nos obliga a entrar en un ciclo sin fin de consumo y desperdicio. Renovación de tecnología cada pocos años, tradición que se remonta a 1924 donde se reunieron en Ginebra los principales fabricantes mundiales de bombillas. Allí decidieron reducir la vida útil de sus productos.

Los españoles tardan de media 30 meses en cambiar sus dispositivos tecnológicos y evitar la contaminación del entorno. Una concienciación que cada vez más se traslada a las compañías tecnológicas. «LG confía en la durabilidad y resistencia de sus dispositivos móviles, demostrando así las capacidades de la mejor tecnología coreana», señala en la presentación para España de su último dispositivo móvil.

El nuevo LG Velvet 5G llega con cinco años de garantía y «resistencia militar» para sobrevivir más de los 30 meses que duran los teléfonos en los bolsillos españoles «al haber superado 14 pruebas del ejército de los Estados Unidos», destacan.

Vuelco al diseño

LG se desmarca de la nomenclatura tradicional que viene dando a sus dispositivos y se se agarra a las curvas en el diseño del nuevo Velvet 5G. Con sus 6,8 pulgadas de pantalla P-OLED este nuevo móvil de la surcoreana entra para competir en el segmento de phablets, como los Galaxy Note de su compatriota.

Una pantalla grande que hace crecer al dispositivo hasta los 167,08 milímetros de alto, 74 de ancho y 7,85 de grosor y pesa 179 gramos, difícil para trabajar con él con una sola mano.

Además, el LG Velvet 5G es compatible con la Dual Screen, el accesorio a modo de segunda pantalla que LG ha introducido en sus últimos lanzamientos.

Sin embargo, las curvas no son lo más llamativo del nuevo dispositivo estrella de LG, ya que al mirar su parte trasera la era de los módulos no va con la compañía.

En este caso, los diseñadores de la firma han apostado por tres lentes separadas con una cámara principal de 48 megapíxeles, un gran angular de 8 megapíxeles y una tercera cámara dedicada al análisis de profundidad de 5 megapíxeles. Y, finalmente, un flash más integrado en el cuerpo de dispositivo.

Un sistema de cámaras que, como sus principales competidores, cuenta con la ayuda de la inteligencia artificial para mejorar las imágenes tomadas con el dispositivo.

LG Velvet mantiene la apuesta de disponer un modo ASMR para grabar este tipo de vídeos, además de un ajuste para eliminar el ruido de fondo.

El LG Velvet 5G llega al mercado español por un precio de 649 euros en reserva online hasta el 25 de junio y asciende a los 699 euros a partir del 26 de junio.

Similar Posts

Leave a Reply