Lo último

Los detectores y avisadores de radar legales y los que están prohibidos

Avisar de la ubicación exacta de un radar fijo es totalmente lícito, ya que se trata de una información pública y que la Dirección General de Tráfico (DGT) publica en su web oficial. Pero no sucede lo mismo con los radares móviles, ya que el listado de la DGT especifica los tramos de carretera en los que suele situar controles de velocidad, pero sin detallar el punto kilométrico exacto, como pasa con los radares fijos. Por tanto, revelar la posición exacta de un control de velocidad sí sería ilegal.

Existen diferentes tipos de dispositivos que situados en el vehículo nos pueden avisar, son capaces de detectar e, incluso algunos llegan a inutilizar la acción de un radar o cinemómetro. Pero hay que tener mucho cuidado, porque al utilizarlos, o simplemente por llevarlos instalados en el vehículo, podemos estar incurriendo en una ilegalidad que puede llegar a suponer una multa de hasta 30.000 euros.

En general podemos clasificar este tipo de dispositivos y aplicaciones móviles en las siguientes categorías:

Inhibidor. Rastrea los radares y anula su funcionamiento. Utilizar un inhibidor de radar cuando se circula está sancionado con multa de hasta 6.000 euros y 6 puntos. Además, el taller que instale el dispositivo también puede ser sancionado, con hasta 30.000 euros.

Detector. Este dispositivo rastrea y localiza los radares próximos. Su uso está prohibido y se considera una infracción grave y se sanciona con 200 euros de multa y la retirada de 3 puntos del permiso.

Avisador.Los GPS (y apps) incluyen una base de datos con la situación de los radares fijos y de tramo de las carreteras españolas, los sitúan en el mapa y alertan al conductor de la proximidad del mismo. Su uso es legal.

Similar Posts

Leave a Reply